William Levy aún tiene que pellizcarme tras su éxito

[ad_1]

William Levy nunca disfrutó de un videojuego en su Cuba natal, pero ahora mata zombis y se convierte en héroe de acción en “Resident Evil: The Final Chapter”, una trayectoria que le obliga aún a pellizcarse para comprobar que es real, según dijo en una entrevista con Efe.

“Yo planeaba abandonar Cuba mucho antes de que empezaran a rodar esta franquicia”, explicó Levy, que salió de la isla con 14 años después de que su padre lograra asilo político en EEUU. “De hecho, no podría haber visto las películas allí porque a Cuba no llega una mierda”, añadió.

“Ahora no sé cómo será”, continuó, “pero hace 20 años no existían los videojuegos allí. En Cuba únicamente tenía una televisión en blanco y negro y solo la podíamos ver desde las 6 de la tarde. Había tres programas y después, se acabó. A dormir. No había electricidad durante 15 horas para ahorrar energía”.

Levy, tras llegar a Miami, acudió al instituto sin saber inglés y logró una beca para ir a la universidad gracias a sus dotes como jugador de béisbol, aunque decidió dejar los estudios para ayudar económicamente a su madre.

[ad_2]

Fuente: La Critica