Semana 3: El ritmo se contagia

[ad_1]

A la tercera semana de embarazo el corazón es un grupo de células musculares aletargadas y diminutas, cercano al día 22 de gestación se da el salto de vida

Espontáneamente comienza la contracción de una célula y contagia a las demás para luego formar el corazón y que comience a latir. Estas células se encargan de todas la funciones, mientras en las próximas semanas se forma el cerebro. En esta etapa el corazón será el encargado de distribuir el alimento y el oxígeno que el embrión necesita para crecer.

Tú como futura mamá también experimentas cambios: puedes empezar a tener los síntomas típicos del embarazo como dolor de senos, fatiga y náuseas, aumento de las ganas de orinar, mayor percepción de los olores, dolor de cabeza, etc. El tamaño del útero es de 6 cm.

Prueba de embarazo

Ya en la semana 3 comienzas a sospechar del embarazo, en especial si eres regular con ciclo menstrual por lo que es el momento indicado para realizar una prueba. Toma nota sobre las diferentes pruebas que puedes realizarte:

Prueba casera: Esta prueba las puedes comprar en las farmacias y lo recomendable es comprar una que detecte la concentración más baja de la hormona Gonadotropina Coriónica (hCG), es decir que sea más sensible a la presencia de esta, para que sea confiable.

Este tipo de pruebas son para mujeres con ciclos menstruales regulares, debido a que ovulan a mitad del ciclo y la implantación del embrión se produce entre los seis y los diez días después de la fecundación. Por tanto, con un retraso de un día en la fecha prevista para la llegada de la menstruación los niveles de hCG, que comienzan a elevarse después de la implantación, ya habrán alcanzando un nivel detectable en orina.

Análisis de sangre: Este es el examen que junto con el eco es el más preciso y confiable, incluso antes de que se produzca la primera falta de menstruación. Al igual que la prueba casera detecta la presencia de hCG, pero esta vez en sangre.

Las pruebas cuantitativas de sangre detectan niveles de hCG muy pequeños, desde 1 mIU/mL. También se puede saber si se trata de un embarazo anormal, como un embarazo ectópico (fuera del útero), un embarazo molar o un posible aborto espontáneo.

Por Equipo Eme Venezuela

[ad_2]

Fuente: Malltv