La deuda pública externa del país crece 6.1% en 2016

[ad_1]

La deuda pública externa de  Panamá, al 31 de octubre de 2016, se ubicó en $16 mil 588 millones, lo que representa un aumento de 6.1%, en comparación con los $15 mil   634 millones  de igual periodo de 2015, según datos  de la Dirección de Financiamiento Público del Ministerio de Economía y Finanzas.

 

Según los expertos, esta situación se da porque el Gobierno Central sigue financiando sus proyectos de inversión con deuda pública y no con ahorros propios.

 

 Cabe destacar que de esta deuda, el 99.8% corresponde al Gobierno Central con un total de 16 mil 551 millones de dólares, la cual ha aumentado unos $967.1 millones más en relación con octubre de 2015, cuando se ubicó en 15 mil 584 millones de dólares.

 

Gran parte de esta deuda externa de Panamá es con instituciones multilaterales, bilaterales, banca comercial y emisiones de bonos  globales.

 

La principal multilateral con la que Panamá tiene deuda, es con el Banco Interamericano de Desarrollo (BID), institución a la que le adeuda unos 2 mil 137 millones de dólares, seguido del Banco Internacional  de Reconstrucción  y Fomento (BIRF)  del Grupo Banco Mundial con  mil 250 millones de dólares.

 

En cuanto a la emisión de deuda en el mercado internacional, el bono global 2036 con una tasa de interés de 6.7% registra el mayor saldo con 2 mil 33 millones de dólares, seguido del bono global 2020 (5.2%) con $1, 500 millones; bono global 2024 (4%) con $1,250 millones y el bono global 2015 (3.7%) con mil 12 millones de dólares. 

 

En los últimos siete años, la deuda externa del país aumentó en un 58.9%, al pasar de $10 mil 439 millones en el año 2009 a $16 mil 588 millones    en octubre del año 2015.

 

 Para el economista Juan Jované, este aumento en la deuda pública de Panamá, lo que está demostrando es que  el Gobierno sigue financiando sus proyectos de inversión con deuda pública y no con ahorros propios del Estado panameño.

 

Agregó que otra cosa que está clara, es que  la recaudación del Estado, producto de la desaceleración económica está siendo inferior a lo proyectado.

 

Situación que ha hecho que el Gobierno haya tenido que  financiar una mayor parte del gasto público con recursos a endeudamiento externo, debido a esto.

 

Esta baja recaudación se puede ver reflejada en el último informe de la Dirección General de Ingresos (DGI) correspondiente a noviembre de 2016.

 

Para este mes del año se tenía presupuestado recaudar 1,666 millones 13 mil dólares, sin embargo, solo se recaudaron 411 millones 104 mil dólares, con una caída de 64.7%, es decir, unos 754 millones 909 mil dólares menos, según informes de la DGI.

 

El acumulado hasta noviembre indica que lo presupuestado para recaudar hasta ese mes era de 6 mil 816 millones 626 mil dólares; ante la difícil situación económica que enfrentan los panameños, se dejó de recaudar 1,216 millones 671 dólares, aproximadamente, es decir, un 19.2% de lo presupuestado.

 

No puede seguir pasando

En cuanto al aumento de la deuda pública que ha venido siendo progresivo en  los últimos años, Jované indicó que esto no puede seguir ocurriendo, porque   lo que va a provocar es que se reduzca la posibilidad de encontrar más deuda a nivel internacional.

 

 “De seguir endeudándonos se van a poner las condiciones más difíciles para  el país,   porque realmente lo que está señalando esto es que  ahora tenemos menos capacidad   de pago de la deuda en relación con nuestra capacidad productiva y si eso sigue tendría el efecto de endurecer las posibles condiciones de endeudamiento del Estado”,  manifestó el economistas.

 

 El experto agregó que este año  la deuda pública seguirá aumentando,    porque las autoridades han planificado un presupuesto (21 mil 675 millones de dólares) con un crecimiento económico que no es real.

 

Por su parte, Olmedo Estrada, presidente del Colegio de Economistas de Panamá,  señaló  que entre las consecuencias que tendrá el país por el aumento de esta deuda, es que se  podrá limitar el desarrollo de futuros proyectos.

 

  Agregó que   en estos momentos la deuda  externa es tan alta, que el país  no alcanza a pagar esos  compromisos y solo se pagan los intereses de esos préstamos, algo que no puede seguir sucediendo.

 

“Ya es hora de que las autoridades locales busquen alternativas viables, para que podamos bajar esa deuda”, dijo Estrada.

 

Resaltó que la excusa de los gobiernos con este tema, es que el porcentaje del producto interno bruto (PIB) panameño versus la deuda pública del país está por debajo del 40%.

[ad_2]

Fuente: Panamá América