García deja CAF tras 25 años de crecimiento inversor del banco de la región

[ad_1]

EFE |  El presidente del Banco de Desarrollo de América Latina-CAF, el boliviano Enrique García, dejará su cargo mañana 31 de marzo tras 25 años al frente de esta institución en los que la entidad aprobó más de 150.000 millones de dólares en inversiones para la ejecución de obras y programas en la región.

El período de García, según datos que CAF difundió hoy, redundó en un aumento del volumen de operaciones y en logros como el del último quinquenio (2012-2016), en el que el total de aprobaciones resultó en 56.634 millones de dólares, más de 11.000 millones en promedio anual. Este número contrasta con el registrado en la década de los setenta y ochenta cuando CAF manejaba un promedio anual de 50 millones y de 300 millones de dólares, respectivamente.

Durante la inauguración de una exposición de arte latinoamericano este miércoles en la sede del organismo multilateral en Caracas, García dijo a Efe que se sentía satisfecho por la presencia “sectorial” que había alcanzado la institución en Latinoamérica. “Lo más importante es que hemos entrado en campos que van más allá de lo económico: el tema social, el tema ambiental (…), la cultura (…). Estuve 25 años pero algo positivo queda”, indicó el presidente y destacó la transformación de la CAF durante su gestión. Esto permitió la entrada en la entidad de Argentina, Brasil, Panamá, Paraguay, Uruguay y Trinidad y Tobago como miembros plenos, así como la incorporación a la institución de “accionistas de la Serie C”: Barbados, Chile, Costa Rica, España, Jamaica, México, Portugal y República Dominicana.

“De esta manera CAF pasó de ser una institución subregional andina con cinco países socios (Bolivia, Colombia, Ecuador, Perú y Venezuela) a un banco de desarrollo de alcance latinoamericano, que hoy cuenta con 19 países accionistas”, señaló el banco en un comunicado.

La institución también registró un aumento de su patrimonio en más de 18 veces desde 1991 hasta la actualidad, cuando se ubica en 10.474 millones de dólares, mientras que sus activos totales se multiplicaron por 31, pasando de 1.141 millones a 35.669 millones en el mismo período de tiempo.

“Esta es una institución que tiene una agenda integral de desarrollo, además no se inmiscuye en la política de los países, respeta las ideologías diferentes, lo único que pide es que se presenten proyectos y programas que sean de calidad, y que pasen todo el rigor que se tiene”, indicó García.

El presidente saliente explicó que la CAF no recibe “influencia” de los miembros más grandes para la toma de decisiones, y que ello permitió un proceso “transparente”, “competitivo” y “riguroso” que devino en la selección de su sucesor, el peruano Luis Carranza. “Se ha seleccionado a lo que pensaron los países que era la mejor opción (…). Yo estoy muy contento porque Luis Carranza es un profesional muy serio, es una persona que garantiza que los logros que se tienen van a continuar hacia adelante, y que desde luego yo le he ofrecido todo mi apoyo para que sea un éxito”, dijo.

Durante los últimos 25 años, el Banco de Desarrollo de América Latina ha conseguido una mejora en las calificaciones de riesgo, hasta convertirse en el emisor frecuente con más altas calificaciones de la región, con un nivel actual de AA-. En este sentido, CAF resalta que desde 1993 ha realizado emisiones por 30.000 millones de dólares en 17 monedas diferentes y en más de 20 mercados de capital, en el marco de su estrategia de diversificación de fuentes de financiamiento para el desarrollo de la región. El cambio de mando en el Banco de Desarrollo de América Latina se concretará una semana después de haberse realizado el maratón CAF de Caracas, el más importante de Venezuela, en el que participaron 11.000 corredores, entre ellos 28 atletas élite de 7 países.

[ad_2]

Fuente: Metro Libre