Califican como un 'crimen' importación de arroz pilado

[ad_1]

Como un “crimen”, así es calificada la importación al país de cerca de 63 mil quintales de arroz pilado, procedentes de Uruguay, por parte del Instituto de Mercadeo Agropecuario (IMA).

Situación que afectará aún más a los productores nacionales de este rubro.

Raúl Pineda, presidente de la Comisión de Asuntos Agropecuarios de la Asamblea, señaló que esta importación en el tiempo en que los productores están en plena cosecha “es un crimen y una falta de respeto para con el productor nacional”.

Según datos, las importaciones de arroz este año han alcanzado los 3 millones de quintales, situación que ha hecho que una gran cantidad de pequeños productores haya abandonado la actividad.

Tanto así que en 2016 se dejaron de sembrar unas 20 mil hectáreas de este rubro, además, se han producido tan solo unos 2 millones de quintales, cuando el país requiere de unos 8 millones para ser autosuficiente, así lo señalan los agricultores.

Para Nodier Díaz, secretario de la Federación de Arroceros y Granos de Panamá (Fedagpa), el que se siga importando arroz para este tiempo es la clara evidencia de que el instituto de mercadeo no ha dejado de realizar esta práctica.

Añadió que esta vez se trata de 63 mil quintales que están llegando al país, mientras que los productores tienen 17 días de tener arroz cortado y no lo han podido vender a los molinos.

Díaz destacó que por este tipo de situaciones, el que sale perdiendo es el productor nacional, el cual corre el riesgo de acarrear pérdidas económicas.

“Es algo absurdo y no sabemos hacia dónde nos quieren llevar o a quiénes están beneficiando con estas importaciones desmedidas”, dijo Díaz.

Indicó que esto va en contra de la soberanía alimentaría del país y hay que ponerle un alto, ya que “lo que las autoridades locales están haciendo con el agro no tiene nombre”.

Mientras, el productor Maximino Díaz calificó como “insostenible” la situación que está atravesando el sector arrocero con el tema de las importaciones.

Añadió que el presidente Juan Carlos Varela, que es el único que tiene la llave para cerrar esta situación, ni siquiera fue capaz de atender a los productores hace una semana.

“El presidente Varela nos dio la semana pasada, durante la protesta, una clara demostración de que él está de acuerdo con lo que están haciendo sus funcionarios que permiten la importación”, dijo Díaz.

Indicó que el hecho de que el presidente Varela haya nombrado como ministro del Mida al que fuera director del IMA tiene un solo propósito y es continuar con las importaciones.

Denuncia

Frente a esto, el diputado Pineda denunció que unos 30 contenedores de arroz uruguayo pilado se encuentran en el puerto de Cristóbal, de los cuales 18 ya salieron para ser empacados, y el resto (12) lo harían en los próximos días.

Por su parte, el diputado Carlos Afú denunció que hay cuarenta toneladas más de arroz importado en el puerto de Manzanillo, en Colón, listo para ser introducido al mercado local, lo que afectaría aún más a los productores nacionales.

Sumado a esto, el diputado Afú aseguró que ya está próxima la cosecha de maíz por parte de los santeños y que estos se verán imposibilitados de usar los molinos porque todos están llenos de arroz, y aún falta grano para cosechar.

“Vamos a esperar qué pasa en enero porque si viene el maíz de afuera, entonces sí los matan”, advirtió el diputado Afú, refiriéndose a los productores locales de maíz.

Pineda agregó que espera reunirse con el administrador general de la Autoridad Panameña de Seguridad de Alimentos (Aupsa), Yuri Huerta Vásquez, y el ministro de Desarrollo Agropecuario (Mida), Eduardo E. Carles, para tratar el tema.

A esto, el diputado Juan Poveda manifestó que, pese a la marcha que realizaron los productores la semana pasada para evitar dicha acción, lamentó que la política de importación desmedida siga.

[ad_2]

Fuente: Panamá América