3 ideas DIY para el Día de las Madres

[ad_1]

Celebrar el Día de las Madres es esencial para demostrarle lo tanto que la amas. Para ello te compartimos estas sencillas ideas que seguramente harán que se sienta muy querida en su gran momento. Toma nota de estas opciones y pasen un tiempo maravilloso en familia.

Ver más: Valorando a mamá

Tips para celebrar el Día de las Madres

1. Díselo en un frasco

 

¿Qué mejor manera de demostrarle a mamá lo mucho que la amas y la aprecias que diciéndole las razones por las cuales es tan especial? Un detalle fácil de hacer y nada caro es un frasco lleno de mensajes. Lo único que necesitas es un frasco, papel y un listón. Le puedes dar un toque más personalizado incluyendo adentro tu foto favorita. Algunas ideas para escribir tus mensajes son: 365 cosas que amas de mamá, tus memorias favoritas con ella o simplemente cualquier cosa que le quieras decir.

2. Organiza un picnic

Por fin empieza a hacer calor y es la oportunidad perfecta para disfrutarlo al aire libre con la familia. Prepara una canasta con los sándwiches favoritos de mamá, snacks y por supuesto su postre favorito y vayan al parque más cercano, a la playa o hasta a su propio jardín para celebrar el día de las madres.

3. Sorprende a mamá con un postre hecho en casa

Revive los recuerdos de tu niñez cocinando junto a mamá y demuéstrale lo mucho que aprendiste de ella. Puedes sorprenderla con un pay de queso con fresas sin hornear o hacer algo más elaborado como un pastel de tres leches con coco y mango preparado con La Lechera. Te aseguramos que mamá quedará encantada.

Pay de Queso con Fresas sin Hornear

Ingredientes:

1 ½ taza de galletas Maria o galletas de vainilla en pedacitos
3 cucharadas de mantequilla sin sal derretida
1 sobre de gelatina sin sabor
¼ taza de agua fría
2 paquetes (de 8 onzas cada uno) de queso crema, a temperatura ambiente
1 lata (14 onzas) Leche Condensada Azucarada NESTLÉ LA LECHERA
¾ tazas de crema
½ cucharada de cascara de limón rallada (opcional)
½ taza de chispas de chocolate blanco NESTLÉ® TOLL HOUSE®
¾ taza de fresas echas puré (1/2 taza en puré)
Fresas en rebanadas para decoración (opcional)
Preparación:

Mezcla las galletas y la mantequilla en un tazón mediano; revuelve bien. Presiona la masa de galletas en el molde. Coloca en el congelador mientras preparas el relleno.
Espolvorea la gelatina sobre agua dentro de una olla pequeña, deja reposar por 1 minuto. Mezcla a fuego lento hasta que se disuelva. Quítala del fuego y déjala reposar por 2 minutos.
Bate el queso crema y la mantequilla en un tazón grande para mezclar hasta que este suave y cremoso.
Derrite las chispas de chocolate siguiendo las instrucciones en el paquete; bate hasta que quede suave. Agrega la mezcla de la gelatina a las chispas de chocolate y bátelo hasta que quede suave. Agrégalo a la mezcla de queso de crema.
Vierte la mezcla sobre la base de galleta. Con un cuchillo, mezcla el puré de fresas para crear el marmoleado. Cubre y refrigera por varias horas o toda la noche antes de servir. Si deseas decora con fresas antes de servir.
Consejo del Chef: Usar un molde de 10 pulgadas de profundidad puede resultar mejor. Simplemente presiona la masa de galletas al fondo y a los lados del molde.

Pastel de Tres Leches con Coco y Mango

Ingredientes:

1 caja (16.25 onzas) de harina para pastel amarillo o blanco, prepara siguiendo las instrucciones en el paquete usando dos moldes redondos para pastel de 9 pulgadas.
Palito o cuchara de madera
1 lata (14 onzas) de Leche Condensada Azucarada
NESTLÉ LA LECHERA
1 taza de leche de coco
2/3 tazas (5fl.-oz. Lata) Leche Evaporada NESTLÉ® CARNATION®
Cascara de limón rallada
1 taza de crema batida o 2 tazas de crema light congelada batida
2 tazas de mangos en trocitos
Coco tostado (opcional)
Direcciones:

Coloca en el refractario como base uno de los pasteles horneados Perfora el pastel con el palito o cuchara de madera , haciendo pequeños hoyos.
Vierte leche condensada La Lechera, leche de coco y leche evaporada en una taza para medir; bate hasta que quede suave. Ralla la cáscara del limón sobre la mezcla de leche; mézclalo.
Vierte la mitad de la salsa de tres leches sobre el pastel.
Bate la crema batida en un tazón grande hasta que se formen picos. Unta mitad de la crema batida en el pastel.
Agrega la mitad de los mangos en trocitos. Añade el otro pastel horneado. Perfora el pastel Vierte el resto de la salsa de tres leches sobre el pastel.
Unta el resto de la crema batida sobre el pastel. Coloca encima el resto de los mangos en trocitos. Enfría. Decora con coco tostado antes de servir.

Por Yessica Mardelli
Puedes leer esta nota en Eme de Mujer USA

[ad_2]

Fuente: Malltv