Escuela mexicana, en esquina de ambos



El campeón invicto kazajo Gennady Golovkin y el mexicano Saúl “Canelo” Álvarez cuentan con un elemento común en sus esquinas y es que ambos tienen a preparadores mexicanos de su lado.

Golovkin tiene como su mano derecha a Abel Sánchez, un gran preparador que ha hecho un trabajo excepcional con Triple G, al que le ha inculcado el más puro estilo mexicano de ir siempre para adelante, ser valiente, gran pegada y darlo todo en el cuadrilátero.

“Es para mí un orgullo el poder trabajar con el púgil que junto a ‘Canelo’ Álvarez van a hacer historia”, declaró e entrenador.

Sánchez tiene un gran respeto y admiración por todo lo que ha hecho Álvarez bajo la dirección de sus preparadores mexicanos José “Chepo” Reynoso y su hijo Eddy, que son los que han hecho posible el desarrollo del púgil tapatío de 27 años, que enfrenta al rival más difícil de su gran carrera.



Fuente: La Critica