10 Números que no te definen como persona

ads



No dejes que tu talla 7 te defina, ni que tus 21 años o tu promedio de 8.5. Aunque parezca un mundo de números, son estos dígitos los que debes esconder en tu mente. Sí, podrían darte muchas oportunidades y ayudarte a no quedarte pobre, pero tampoco son tu RAZÓN DE SER.

  1. Tu peso: Este es el número más difícil de afrontar para una mujer, pero también uno de los más importantes. No eres TU peso, ni tu talla. Tus 90 kilos no tienen nada que ver con tu personalidad ni con tu forma de pensar.
  2. Tu promedio: Sólo porque hayas sacado 10 no quiere decir que seas lista. De igual manera, si reprobaste, ¿te tienes que sentir tonta? Después de la escuela, tu promedio y calificaciones no valdrán de nada; son tus habilidades y conocimientos los que te abrirán las puertas.
  3. La edad en que perdiste tu virginidad: Unos tienen su primera vez a los 16, otros hasta los 32 y no tiene nada de malo. No importa a qué edad lo hiciste, mientras hayas tomado buenas decisiones sobre tu vida sexual, el número es lo de menos.
  4. El número de acostones: Esto es aburrido, sexista y ridículo. Si te has acostado con 20 o con 2, ¡qué importa! No te vuelves ni más lista, ni menos atractiva sólo porque tengas una vida sexual activa o casi nula.
  5. Tu salario: El valor de tu trabajo no es directamente proporcional al número de tu salario. Algunos harán cosas increíbles por la humanidad sin ganar ni un centavo, mientras que los billonarios podrían estar en casa todo el día viendo televisión.
  6. Tu edad: No dejes que tu edad te detenga a hacer las cosas que siempre has querido. Si tienes 21 y quieres apoderarte del mundo, cree en ti misma. Los jóvenes pueden ser exitosos, los pequeños también. Y de igual manera, un hombre de 80 años todavía es capaz de terminar una carrera o de aprender un nuevo idioma. Tu edad NUNCA te definirá en lo absoluto.
  7. Tu talla de calzado: Hay muchísimas mujeres que se sienten mal por medir del 9. Nos rehusamos a creer que este número es importante en su confianza o autoestima. Si bien es cierto que tienen pies grandes, eso no las limita en NADA.
  8. Tu consumo de calorías: Si las mujeres redirigieran su energía que utilizan por preocuparse o culparse por sus calorías en algo útil, seguro ya habría vida en Marte. Sí, el pastel tenía 500 calorías, pero ¿de qué te sirve culparte si de todas formas vas a agarrar una rebanada?
  9. Tu copa de bra: Son muy pocos a los que les importa la forma, talla o elasticidad de los senos porque son… ¡senos! No es que no sirvan de nada, pero realmente sólo tienen una función y no tiene NADA que ver con tu personalidad o conocimientos; sino de tu futura maternidad.
  10. El dinero con el que creciste: El valor de tu vida no está relacionado con el dinero que tienes, tuviste o tendrás. A veces tendrás mucho, quizá creciste con poco, pero lo importante es cómo seguir adelante a pesar de las cantidades.

Por Andrea Bouchot

Puedes leer esta nota en Eme de Mujer México



Fuente: Malltv